Nos sumamos al Tren de la Libertad

tren_libertad3

El 1 de febrero, a iniciativa de compañeras feministas de Asturias, llegarán a Madrid trenes y autobuses de la libertad procedentes de distintos puntos de la geografía peninsular para hacer llegar al Congreso el firme rechazo de las mujeres a la contra-reforma de la ley del aborto planteada por Gallardón. Desde Tenerife y La Palma, Contramarea se suma a la iniciativa y nos subimos a “El tren de la Libertad” por la defensa de nuestros derechos sexuales y reproductivos.

En La Palma se realizará una “Marcha por la libertad” desde la Plaza de España, desde donde partirá a las 11:00, hasta la Delegación Insular del Gobierno donde haremos entrega del documento “Porque yo decido” que se entrega en Madrid en el Congreso de Diputados/as.

En Tenerife, se entregará en la Subdelegación del Gobierno el mismo texto. Para ello partiremos a las 11:00 de la mañana desde La Laguna en tranvía hasta la plaza Weyler, desde donde iremos caminando hasta la Subdelegación del Gobierno (sin cortar calles puesto que no es una manifestación autorizada) para entregar el escrito. Llevaremos globos malva con la frase “Yo decido” (o similar) y vestidas/os de negro y malva a ser posible.

Texto que se entregará:

Porque yo decido.

Porque yo decido desde la autonomía moral,  que es la base de la dignidad de una persona, no acepto imposición, o prohibición alguna en lo que concierne a mis derechos sexuales y reproductivos y, por lo tanto, a mi plena realización como persona. Como ser humano autónomo me niego a ser sometida a tratos degradantes, injerencias arbitrarias y tutelas coactivas en mi decisión de ser o no ser madre.

Porque soy libre invoco la libertad de conciencia como el bien supremo sobre el que fundamentar mis elecciones. Considero cínicos a quienes apelan a la libertad para restringirla y malévolos a quienes no importándoles el sufrimiento causado quieren imponer a todos sus principios de vida basados en inspiraciones divinas. Como ser humano libre me niego a aceptar una maternidad forzada y un  régimen de tutela que condena a las mujeres a la “minoría de edad sexual y reproductiva”.

Porque vivo en democracia y soy demócrata acepto las reglas de juego que deslindan derechos de pecados y ley de religión. Ninguna mayoría política nacida de las urnas, por muy absoluta que sea, está legitimada para convertir los derechos en delitos y obligarnos a seguir principios religiosos mediante sanción penal. Como ciudadana exijo a los que nos gobiernan que no transformen el poder democrático, salvaguarda de la pluralidad, en despotismo.

Porque yo decido, soy libre y vivo en  democracia exijo del gobierno, de cualquier gobierno, que promulguen leyes que favorezcan la autonomía moral, preserven la libertad de conciencia y garanticen la pluralidad y diversidad de intereses.

Porque yo decido, soy libre y vivo en democracia exijo  que se mantenga la actual Ley de salud sexual y reproductiva y de interrupción voluntaria del embarazo por favorecer la autonomía moral, preservar la libertad de conciencia y garantizar la pluralidad de intereses de todas las mujeres.

Para más información:

https://www.facebook.com/events/637175826338905/?ref_dashboard_filter=upcoming

http://www.eltrendelalibertad.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*